Grupo de Investigación en Alimentos de Origen Vegetal

yahoo | hotmail | unizar |

Origen del grupo de investigación

 

El núcleo original del actual Grupo de Investigación en Alimentos de Origen Vegetal, se constituyó en el año 1997 como Grupo de Tecnología Postcosecha de Frutas y Hortalizas, compuesto por investigadores de distintas áreas de conocimiento y departamentos de la Universidad de Zaragoza.

En aquel momento, el equipo se formó a instancias del sector productor hortofrutícola aragonés y con el apoyo del Departamento de Agricultura del Gobierno de Aragón, para cubrir un importante e inexcusable vacío existente en nuestra Comunidad Autónoma, en la que ya existían notables instituciones y prestigiosos grupos de investigadores dedicados a distintos campos de la agronomía como la selección y mejora genética de productos vegetales, producción, nutrición, fisiología vegetal, etc.

El Gobierno de Aragón recogió la necesidad expresada por el sector, e impulsó el inicio de las investigaciones necesarias en la conservación y tratamientos postcosecha de las producciones hortofrutícolas de mayor importancia económica en Aragón, a través de tres contratos vía OTRI y la financiación por parte del CONSID de una ayuda a proyectos de investigación. La línea de trabajo en postcosecha se inició así sobre la manzana, la cereza y el melocotón de Calanda. Con esta financiación se comenzó a equipar el laboratorio de tecnología de productos vegetales con los instrumentos y materiales básicos para desarrollar la nueva línea de investigación.

A esta financiación inicial se sumó la ayuda obtenida de la CICYT en su convocatoria de 1997 ALI-97-0845, que fundamentalmente se destinó a la adquisición de cuatro cámaras experimentales de atmósfera controlada, que han sido imprescindibles para el desarrollo de los distintos proyectos.

Paulatinamente se fueron completando los equipamientos y ampliando los temas de trabajo, a través del establecimiento de proyectos de colaboración con la DGA y el sector hortofrutícola, así como con distintas empresas privadas, investigaciones siempre centradas en productos aragoneses muy diversos según la manifestación de intereses por parte del sector: manzana Golden Delicious y Fuji; peras Blanquilla y Conferencia, melocotones Calante y Evaisa, nectarinas, aceitunas de Caspe y del Bajo Aragón, arroz de las Cinco Villas, etc.

Así se logró equipar un completo laboratorio especializado en Tecnología y Seguridad de los Alimentos de Origen Vegetal, que fue complementado con las instalaciones de la Planta Piloto de Tecnología de los Alimentos de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Zaragoza, financiada por el Gobierno de Aragón en su plan de actuación Universidad 2000.

En solamente cuatro años, el grupo de investigación en Tecnologías Postcosecha de la Universidad de Zaragoza, se convirtió en punto de referencia y asesoramiento para el sector productos aragonés, como lo demuestra la intensa labor de difusión llevada a cabo por los miembros del equipo y las numerosas colaboraciones con empresas y cooperativas. Además se comenzaron a convocar con periodicidad anual las “Jornadas de Tecnologías Postcosecha” que, bajo la presidencia del Departamento de Agricultura tienen por objeto difundir los trabajos de investigación y los resultados obtenidos de forma directa a los miembros sector y recoger sus preocupaciones y problemas con el fin de abordarlos y tratar de resoverlos.

La labor divulgadora, la calidad del trabajo realizado y el interés que tiene para Aragón la actividad del Grupo Investigador, mereció el premio SIUZ al proyecto de investigación “Preferencias y condicionamientos en el consumo de manzana producida en Aragón” en el año 1997 y el XIV Premio Jordán de Asso de Investigación Agraria al trabajo “Mantenimiento de la calidad postcosecha de la cereza y melocotón producidos en Aragón” en su convocatoria nacional de mayo de 1999.

En el año 2001 el grupo de investigación avanza en el desarrollo de las tecnologías postcosecha y obtiene financiación del Plan Nacional de Investigación (MCYT) para el estudio de las técnicas procesado mínimo (productos de IV gama) como alternativa al consumo tradicional de frutas (AGL-2001-1766). También se inician las líneas de trabajo sobre setas comestibles, alternativas a los tratamientos con fungicidas, e innovación tecnológica en los procesos de transformación de frutas y hortalizas.

Dentro del I Plan Autonómico de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Conocimiento de Aragón, se diseñó el mapa de investigación de Aragón. Para ello se publicó la orden de 9 de octubre de 2002, mediante la que el Departamento de Educación y Ciencia, convocaba ayudas destinadas a las Unidades Operativas de Investigación de la Comunidad Autónoma de Aragón. En la resolución publicada en el BOA de 18 de diciembre de 2002, se reconoce al grupo solicitante como Grupo de Investigación Consolidado, con el nombre de Tecnología y Seguridad de los Alimentos de Origen Vegetal.

Desde el año 2003, el Grupo Consolidado ha iniciado una expansión en sus áreas de trabajo a través del desarrollo de dos Proyectos PROFIT con sendas empresas, una de ellas referente en el sector alimentario aragonés, como es NOVAPAN, así como mediante el Proyecto ALCOTEC Alta Cocina y Tecnología que habiendo comenzado en julio de 2004, ha obtenido el Premio a la Innovación Tecnológica en el III Foro Gastronómico Mundial Madrid Fusión 2005.

En el pasado mes de Diciembre de 2004 (BOA 23-12-04) se convocaron y establecieron las medidas para el reconocimiento e identificación de los grupos de investigación de la Comunidad Autónoma de Aragón, en base al II Plan Autonómico de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Conocimientos de Aragón. Uno de los objetivos de dicha Orden era el de incentivar el crecimiento de los Grupos de Investigación y la asociación de Grupos trabajando en campos relacionados. Así se constituyó el Grupo de Investigación en Alimentos de Origen Vegetal, como resultado de la asociación, no sólo entre dos Grupos anteriormente consolidados, sino entre dos instituciones (Estación Experimental de Aula Dei-CSIC y Universidad de Zaragoza), entre las que ya existían numerosas colaboraciones. El equipo resultante presenta tres características importantes e infrecuentes: todos sus investigadores realizan sus tareas en Aragón y sobre productos aragoneses; su carácter marcadamente interdisciplinar; y su capacidad para abordar los problemas relacionados con la calidad y seguridad de los alimentos de origen vegetal de una forma global, con un planteamiento completo “de la tierra hasta el plato”. Cada uno de los investigadores aporta su experiencia en sus respectivos temas de trabajo, lo que permite un enfoque amplio al abordar las líneas de investigación y la resolución de los numerosos y diversos problemas que se plantean desde el sector productor y transformador de alimentos de origen vegetal, incluyendo hasta su tratamiento culinario.
©2005 JGB