GINE-web: Newsletter

Información online en español sobre salud y bienestar de la mujer
The spanish online resource for women's health and well-being

Issue/número 9: July/julio 1997

Indice / Table of Contents

1. Virus del papiloma y displasia de cuello uterino

2. Hirsutismo

3. Avance terapéutico/Medical advance: El consumo de yogur reduce la vaginosis bacteriana

4. Hepatitis perinatal: prevención de la transmisión fetal


1. Virus del papiloma y displasia de cuello uterino

El virus del papiloma humano (VPH) se llama vulgarme virus de las verrugas e incluye más de 60 tipos diferentes. Los virus tipos 1, 3 y 5 pueden causar las verrugas en piernas y brazos, mientras que los tipos 6 y 11 pueden provocar lesiones verrugosas en los genitales masculinos y femeninos. Los tipos 16, 18, 31, 33 y 35 pueden provocar alteraciones celulares en la vagina y el cuello uterino llamadas displasias.

En Estados Unidos la infección genital por VPH es la enfermedad de transmisión sexual más frecuente: un tercio de las mujeres de menos de 20 años con relaciones sexuales tienen la infección en el cuello uterino o en la vulva. La enfermedad tiene la peculiaridad de que NO DA SINTOMAS y que el varón es un portador sin lesiones visibles. Un estudio científico demuestra que en las mujeres con la infección por VPH en el 69 % de los varones que tienen relaciones sexuales presentan lesiones asintomáticas en el pene que pueden detectarse mediante colposcopia del pene. Por tanto, el varón es un reservorio que disemina la enfermedad.

La visión directa del pene permite es un método pobre para el diagnóstico. La penescopia con ácido acético es muy aconsejable para detactar las lesiones del varón. Aunque la infección es provocada por los mismos tipos de virus en el varón y la mujer, las lesiones difieren clínica e histológicamente: los varones frecuentemente presentan condilomas mientras que en la mujer lo frecuente es la displasia.

La displasia cervical es una lesión premaligna o precancerosa de las células del cuello uterino. Se pueden distinguir 3 formas de displasia: leve, moderada y severa. La displasia leve es la forma más corriente, se puede considerar una respuesta tisular a la agresión del virus y en el 70 % de los casos se cura sin ningún tratamiento. Sin embargo, la displasia leve puede transformarse en una lesión más grave. Las displasias moderada y severa son formas más graves que se deben tratar por el mayor riesgo de transformarse en lesiones cancerosas. El método diagnóstico para estas lesiones es la práctica de la citología que permite detectar las alteraciones celulares.

Pero la displasia no solo es provocada por algunos tipos de VPH. El consumo de tabaco es otra causa de displasia cervical, posiblemente por la acción tóxica sobre el cuello uterino de la nicotina y la cotinina. Estos agentes químicos también se pueden concentrar en las secreciones genitales masculinas, por eso se deben abstener de fumar los varones que tienen relaciones sexuales con mujeres portadoras de displasia. También determinadas carencias nutricionales pueden favorecer la aparición de displasia cervical. Por eso el Instituto Nacional del Cáncer recomienda el consumo de frutas y vegetales frescos, o en su defecto un suplemento polivitamínico con antioxidantes como la vitamina E o carotenos.

La forma de adquirir la infección por HPV es a través del concto sexual. Los condones pueden prevenir la diseminación de diferentes enfermedades venéreas o el SIDA, pero no previenen el contagio del HPV. El virus puede estar en reposo hasta durante 20 años, por lo cual no siempre se puede relacionar la displasia con un contacto sexual reciente. Por lo tanto el riesgo de displasia persiste durante muchos años y por tanto la vigencia de la práctica de citología es cada vez más importante ante el riesgo de displasia y/o cáncer. La eliminación del virus es muy difícil a pesar de la cirugía y otras técnicas aplicadas directamente sobre el cuello uterino. El sistema inmune es el responsable de la eliminación del virus y para ello es importante suprimir el tabaquismo, consumir vitaminas y las medidas aconsejadas por un ginecólogo experto.

Desgraciadamente desconocemos los factores que participan en la latencia, reactivación, infección subclínica sin enfemedad aparente, y los mecanismos requeridos para la transformación en un cáncer. Más información online sobre temas relacionados en:
Nota: Las siguientes páginas se verán en una nueva ventana-browser


Gine-web is produced by "Fundación Científica de la Salud Femenina".
All material on this server Copyright 1997
Pulse aqui para volver al principio


2. Hirsutismo


El hirsutismo consiste en la aparición de pelos en sitios que no son habituales en la mujer. Es un problema muy frecuente y motivo de fuertes controversias. Hasta un 6-9 % de las mujeres de edad entre 15 y 45 años se quejan del exceso de pilosidad facial y corporal. En algunos casos el exceso de pilosidad es mínimo pero en otros plantea serios problemas estéticos.

En la mayoría de casos los síntomas arrancan de la época del desarrollo puberal y se agrava gradualmente a partir de los 20 años. En los casos de virilización brusca la mujer busca auxilio médico, pero en las formas leves el problema no se resuelve o no se trata precozmente antes de que cause estragos. En algunos casos hay otros problemas acompañantes como seborrea, obesidad, molestias menstruales, trastornos metabólicos, y menos frecuentemente acantosis nigricans, hipertrofia del clítoris y malformaciones de los genitales externos. En muchos casos se trata de trasornos funcionales, mientras que en otros casos la virilización y trastornos antes citados se acompañan de tumores ováricos y/o suprarrenales.

El estudio ginecológico debe incluir estudio de las diferentes hormonas gonadales y suprarrenales que participan en los fenómenos de virilización, ecografía y en algunos casos la realización de laparoscopia diagnóstica y a veces terapéutica.

Figura 1. Imagen laparoscópica de un ovario blanco-nacarado productor de andrógenos. Se puede ver también la trompa de Falopio de aspecto normal y color rosado.


Figura 2. Imagen microscópica de un ovario con tumor hiliar con cristales de Reinke productor de andrógenos. Se ve un tumor fibroide alrededor de un vaso (abajo a la izquierda) y células de Leydig productoras de andrógenos.

En algunos casos existe un tumor ovárico, aunque en la mayoría de casos se trata de ovarios poliquísticos que mejorar mediante el tratamiento laparoscópico. Los trastornos funcionales del ovario no requieren tratamiento quirúrgico, pero deben recibir controles periodicos con diferentes preparados de acción hormonal con el fin de mejorar la función ovárica y evitar las complicaciones estéticas. En muchas de las mujeres con problemas de hirsutismo y/o virilización existen dificultades para concebir que requieren tratamientos "a la carta" según las características del caso.

El diagnóstico precoz durante la juventud y el tratamiento correcto permite evitar situaciones desagradables e irrversibles.


Gine-web is produced by "Fundación Científica de la Salud Femenina".
All material on this server Copyright 1997
Pulse aqui para volver al principio


3. Avance terapéutico / Medical advance: El consumo de yogur reduce la vaginosis bacteriana

Científicos israelies han comprobado que el consumo diario de 150 ml de yogur no-pasteurizado es tan efectivo como los lactobacilos para prevenir las infecciones vaginales recidivantes. Los lactobacilos ácidos pueden prevenir las infecciones vaginales creando un medio ácido o produciendo cambios metabólicos como el aumento de peroxido de hidrógeno, que inhiben el crecimiento de otros microorganismos. Los resultados publicados en Arch Fam Med. 1996;5:593-596 son claramente demostrativos en mujeres que previamente han sufrido 4 episodios de vaginosis o candidiasis vaginal en el año previo. Los efectos beneficiosos afectan a las vaginosis bacteriana.
Gine-web is produced by "Fundación Científica de la Salud Femenina".
All material on this server Copyright 1997
Pulse aqui para volver al principio


4. Hepatitis perinatal: prevención de la transmisión fetal

Cada año nacen miles de niños en madres con antígeno de superficie del virus de la hepatitis B (VHB). Estos niños están expuestos a desarrollar la infección perinatal del VHB, infección crónica por el VHB, y las complicaciones asociadas a enfermedades hepáticas crónicas incluidas la cirrosis y el cáncer de hígado.

Los expertos recomiendan que toda embarazada debe ser estudiada precozmente para comprobar si el recién nacido necesitará inmunoprofilaxis para prevenir la infección perinatal por el VHN. La aplicación de inmunoprofilaxis previene la infección del niño en el 90 % de los casos nacidos de madres en madres con VHB positivas.

En 1985 el programa californiano Kaiser Permanente Medical Care Program of Northern California (una organización sanitaria que afecta a 2.5 millones de personas y que atiende 30.000 partos anuales) incorporó programas de screening para el VHB y se comprobó que el 25 % de los niños nacidos no recibía una actuación correcta para prevenir la hepatitis perinatal. Sin embargo, a partir de 1988 se instaura un programa de detección e inmunoprofilaxis de la enfermedad, junto con acciones para detectar la sífilis, SIDA y estudio de la alfa-fetoproteina. El programa mantiene una base de datos con las clínicas asociadas, conociendo la fecha probable de parto con una lista de las mujeres VHB positivas que parirán en los siguientes 3 meses, y comprobando que los recien nacidos reciben inmunoglobulina antiVHB y la primera dosis de la vacuna contra el virus. A partir de ese momento se comprueba que el niño recibe la segunda y tercera dosis de vacuna específica.

Entre 1990 y 1995 el programa Kaiser ha atendido 188.498, de los cuales 1712 nacieron de madres con VHB positivas. Casi la totalidad de los niños (1708) recibieron la inmunoglobulina y la vacunación correspondiente.

Un programa de prevención de la hepatitis perinatal causada por el VHB requiere:

A pesar de haberse demostrado la importancia de estos programas de prevención de la hepatitis, pocos sistemas sanitarios cumplen los requisitos antes reseñados. Dado el alto riesgo de contagio del VHB en el momento del parto, los aspectos antes reseñados deberían ser tenidos en cuenta por el alto riesgo de exposición de estos niños. Si la vacunación no hubiese sido efectiva, es necesario proceder a nuevas dosis de vacunación. Estos programas racionales permiten mejorar la salud de los niños ante enfermedades muy graves. En los países desarrollados existen diferentes programas en el sentido antes comentado, pero en muchos países en vías de desarrollo no se dispone de medidas preventivas. Más información online sobre temas relacionados en:
Nota: Las siguientes páginas se verán en una nueva ventana-browser

Gine-web is produced by "Fundación Científica de la Salud Femenina".
All material on this server Copyright 1997
Pulse aqui para volver al principio

Gine-web es una fuente de información para los profesionales sanitarios y consumidores, incluye artículos médicos seleccionados, novedades terapéuticas, avances tecnológicos, estudios sociológicos, y enlaces de Internet. El contenido de Gine-web se debe emplear con responsabilidad y no debe substituir el consejo de su especialista médico. La información de Gine-web es propiedad de la "Fundación Científica de la Salud Femenina" y está  protegida por los derechos de autor y otras leyes de la propiedad intelectual. La información recibida a través de Gine-web se puede utilizar solo para uso personal no comercial. La información contenida no se puede retransmitir, distribuir, reformar, diseminar, vender, emitir o circular incluso dentro de una institución. Cualquier copia obtenida debe incluir los derechos de propiedad intelectual. Todo el material de Gine-web Copyright 1997.


Gine-web (the service) for health professionals and interested consumers, features peer-reviewed articles, medical news, technical advances, and links to Internet resources. The information contained in Gine-web is for information purposes only and you assume full responsibility and all risk for the appropriate use of the medical information contained in the service. Nothing contained in the service is intended to be for medical diagnosis or treatment or in lieu of consulting with a physician or competent healthcare professional for medical diagnosis and/or treatment. The information available through the service is the property of the "Fundación Científica de la Salud Femenina" or its licensers and is protected by copyright and other intellectual property laws. Information received through Gine-web may be displayed, reformatted and printed for your personal, non-commercial use only. You agree not to reproduce, retransmit, distribute, disseminate, sell, publish, broadcast or circulate the information received through the service to anyone, including but not limited to others in the same company or organization. Any copy made of information obtained through the service must include the copyright notice.

Pulse aqui para volver al principio

[email]gine@posta.unizar.es

Página Principal
Home Page
Enlaces de Salud
Health Links
Sala de Lectura
Reading Room
Gine-web
Newsletter
Revista Científica
Scientific Topics